Los días en casa siguen pasando y es muy difícil mantener nuestras rutinas. Esta situación de aislamiento puede generar gran desorientación en toda la población, pero especialmente en las personas mayores. Por eso, desde Vivirtual queremos ayudaros a frenarlo. 

Es el momento de poner en valor todas las cosas buenas que nos suceden a diario, porque a pesar de la situación nos siguen sucediendo cosas buenas. Pero para dejar clara constancia de ello vamos a empezar a escribirlas, ¿cómo?

Pues en este diario pensado especialmente para que las personas mayores se expresen con mayor facilidad. 

Cuéntame tu día 

¿Nos lo cuentas? Con este diario podrás dejar registrado todas las cosas que han sucedido durante este confinamiento y la forma de vivirlo. 

Lo único que hay que hacer es descargar esta plantilla, imprimir varias copias y disfrutar de las cosas buenas de cada día. 

Desde el equipo de Vivirtual nos encantaría saber cuáles han sido esas cosas que tanto te han hecho sonreír hoy así que esperamos que te animes a compartirlo con #CuéntanosTuDía.

Lo primero y más importante vamos a poner una frase positiva que represente el día vivido. Ahora tenemos que poner qué día, lo querremos saber cuándo esta situación acabe y consultemos nuestro diario, vamos a poner también la hora en la que nos encontramos para saber incluso el momento del día en el que se escribió. 

Y, por supuesto, el estado de ánimo pintando la carita con la que se sienta identificado. 

Ahora llega el momento de escribir, de contar todo lo que se ha hecho a lo largo del día. Seguro que nos llevamos más de una sorpresa al ver todo lo que hacemos durante un día. 

Y una de las cosas más importantes, con quién hemos hablado. En estos momentos poder expresarnos y mantener una conversación con alguien es fundamental y por ello queremos dejar constancia de quiénes han sido las personas que nos han ayudado a conseguirlo. 

¿Y qué es lo que más nos ha gustado de todo este día? Eso también lo queremos saber. 

Con esto conseguiremos destacar todas las cosas buenas que pasan a diario y que  muchas veces pasan desapercibidas, es el momento de ponerlas en valor.