Nuestros mayores son el principal colectivo de riesgo ante el COVID19, por ello contar con las herramientas adecuadas para tener una buena salud psicológica es fundamental. Esperamos que nuestros consejos os ayuden a hacer más amenos estos duros días.

Para manternos activos entrenar cuerpo y mente es fundamental.

Evita el exceso de información.

Tener el televisor encendido todo el día no es la mejor opción, recuerda que son la población de riesgo y ésto genera pensamientos tremendistas, negativos y de preocupación innecesarios y que minan su autoestima y confianza.

Realiza actividades ocupacionales.

Realizar actividades que más les gusten hacer, como pueden ser escuchar música, pintar mándalas, leer, escribir, coser, cocinar, etc.

Actividades lúdicas compartidas.

Dedicar un tiempo a los juegos de mesa, dominó, parchís, bingo, nos asegurarán anécdotas y risas, la mejor compañía posible.

Realiza ejercicio físico.

Hacer deporte varias veces al día para evitar el sedentarismo. Éstas actividades pueden ser, paseos por el domicilio, estiramientos o relajación entre otras. Recuerda que si la persona no puede ponerse en pie existen ejercicios para realizar sentados.


Conversa, pero sobre todo escucha.

Busca temas de conversación que sean amenos y divertidos y que hagan partícipe a la persona mayor. Habla sobre eventos felices del pasado o del presente (recetas que les guste cocinar, anécdotas de la infancia, boda, cantantes favoritos..) Sobre todo evita conversaciones sobre bulos, muertes, enfermedades o política.

Mantén activo el cerebro.

Para ello es fundamental estimular la memoria, la atención, concentración y la orientación entre otras. Realizar éstas actividades mejorará la plasticidad cerebral y las habilidades cognitivas. 

Esperamos que estos consejos os ayuden a poder mejorar la estancia de nuestros mayores.